El café: una excelente decisión de negocios

¿Tienes el capital y deseas iniciar tu propio negocio? Considera, con toda seriedad, la idea de abrir una cafetería.

El café: una excelente decisión de negocios

El café: una excelente decisión de negocios

 

¿Tienes el capital y deseas iniciar tu propio negocio? Considera, con toda seriedad, la idea de abrir una cafetería.

 

¿Por qué es una magnífica opción?

 

Porque un café de excelencia se vende solo. El aroma, el sabor y el prestigio de ésta bebida atraen como un hechizo infalible a los consumidores.

 

Vayamos por partes. El primer aspecto a considerar es su viabilidad.

 

¿Qué hace del giro cafetero un negocio rentable?

 

Las cafeterías son elementos imprescindibles de la cultura urbana y su popularidad no deja de crecer.

 

En prácticamente todas las sociedades occidentales, beber un expreso, un americano, un latte, es la primera actividad del día para muchísimas personas.

 

Parte de ese mercado infatigable degusta una taza de bebida caliente y aromática antes de salir de casa.

 

Otro segmento, uno sustancial y con poder adquisitivo, visita una cafetería de camino a su centro de trabajo.

 

Algunos tienen la fortuna de que el local que sirve el café de sus amores está cerca de la oficina.

 

Una vez que el bebedor de café encuentra su mezcla predilecta, se vuelve un consumidor fiel.


¿Cuáles son los beneficios de manejar una cafetería?

 

  1. a) Soy mi propio jefe.
  2. b) Obtengo un importante margen de ganancias.
  3. c) Consigo prosperidad financiera.
  4. d) Trabajo en una atmósfera que favorece la diversión y la creatividad.
  5. e) Aumento de forma significativa mi lista de contactos tanto amistosos como de negocios.
  6. f) La industria del café me ofrece una estabilidad duradera.

 

SOY MI PROPIO JEFE

 

El objetivo de todo aquel que posee un espíritu emprendedor o el buen sentido para atreverse a forjar su propia fortuna.

 

Abrir una cafetería es una manera efectiva y fructífera de alcanzar la meta.

 

Entre las bondades del puesto se destacan: ser el dueño de tu tiempo y disfrutar de una libertad de decisión y de acción cercana al “haz lo que quieras”.

 

En ti comienzan y en ti concluyen las posibilidades de tu establecimiento. La mezcla de café, el mobiliario, la decoración, el menaje, la música, cada elemento del establecimiento es una expresión de tus deseos.

 

Al ser tu propio jefe haces realidad el sueño de pasar más tiempo con tus seres queridos. Por ejemplo, ya no tienes que pedir permiso para asistir a citas importantes en la vida de tus hijos, como graduaciones, recitales o partidos de fútbol.

 

Con el mando viene otra distinción.

 

Y es que los dueños de cafeterías son una raza diferente.

 

Desarrollan su capacidad para contratar y entrenar al personal adecuado, empleados que permitan delegar funciones y cumplir la cadena de objetivos (desde la producción deseada hasta los ingresos estimados).

 

Con trabajadores bien entrenados y una planeación bien afinada, olvídate de trabajar dieciocho horas al día, siete días a la semana.

 

Ser tu propio jefe es ganar la libertad de administrar tu día, tu dinero, tus deseos.

 

OBTENGO UN IMPORTANTE MARGEN DE GANANCIAS

 

En 2018, una bebida de café expreso costaba, en promedio, 69 pesos; una taza de café normal, 47.60 pesos.

 

Cuanto más sofisticada es la preparación, más alto es su precio de venta.

 

Hay cafeterías que alcanzan un margen bruto de ganancias de hasta un  85 por ciento, es decir, 85 centavos por cada dólar que ingresa.

 

Además, vender alimentos para acompañar el café aumenta el desembolso que realiza el cliente.

 

Cabe precisar un par de aspectos sobre el margen bruto y un concepto relacionado: los ingresos de explotación.

 

Empezemos por aclarar que el primero es el resultado de sumar los ingresos y deducir el costo de los bienes vendidos, refleja la proporción de efectivo que deja cada operación efectuada en su local.

 

Debe tenerse en cuenta que dicho indicador no tiene en cuenta los costos fijos.

 

El margen bruto sólo muestra la cantidad de dinero retenido tras contabilizar cada costo directo del producto vendido.

 

Los ingresos de explotación tienen en cuenta todos los desembolsos relacionados con la gestión de su negocio.

 

En este concepto mandan los gastos fijos, erogaciones bastante consistentes.

 

No obstante, el costo por unidad disminuye a medida que se producen más unidades y más unidades para atender una demanda creciente.

Es el caso de la industria del café, nicho comercial que prospera de la mano de las economías de escala.

 

Por ese crecimiento ininterrumpido, cadenas como Starbucks alcanzan un envidiable margen de beneficios.

 

Factor importante para asegurar la rentabilidad de toda cafetería es mantener sus costos fijos bajo control.

 

En este renglón, resulta prioritario asegurar un servicio de calidad. Para ello, una correcta planeación asegura sacar el mayor provecho de la nómina.

 

Las cafeterías de excelencia manejan a su personal de manera que en los lapsos tranquilos, la mano de obra es la justa para mantener toda la maquinaria afinada mientras que en los momentos de mayor actividad siempre hay suficientes trabajadores que dan salida oportuna a las órdenes de los clientes.

 

Diseñar el esquema adecuada entraña cierta dificultad. Para ayudar en esa tarea, existen los amigos inhumanos, programas informáticos que, integrados a su sistema de Punto de Venta, le muestran picos de actividad que facilitan definir un programa de trabajo con acierto.

 

CONSIGO PROSPERIDAD FINANCIERA

 

Siempre que la dirección del negocio no se descuide, ser dueño de una cafetería representa instalarse en la prosperidad financiera. Con ella viene la posibilidad de materializar varias ideas o, si se prefiere, manejarse con una libertad soñada.

 

Vender un café de excelencia que se gana el favor de una clientela fiel representa vivir libre de deudas, concretar proyectos o hacer realidad deseos como comprar una casa a la medida de tus expectativas o tomar vacaciones familiares con más frecuencia.

 

Lo que sea que signifique para ti el concepto de prosperidad financiera, un café es un boleto ganador hacia ella.

 

TRABAJO EN UNA ATMÓSFERA QUE FAVORECE LA DIVERSIÓN Y LA CREATIVIDAD

 

Crear una atmósfera atractiva y divertida, que favorezca tanto la satisfacción de los clientes como la creatividad, es un reto de toda cafetería.

 

Véamos algunas ideas al respecto:

 

Organiza retos amistosos: Una medida fácil de implementar. Consiste en llevar un registro del tiempo que tardan los baristas en dar salida a los pedidos. Se hacen varias rondas y se comparan los tiempos promedio.

 

Conviene enfatizar que la calidad es más importante que ganar el desafío.

 

Dedica un espacio de la pared, o el muro completo de ser posible, a consignar los comentarios positivos de los clientes: Una alternativa a los libros de visitas. Anima a los clientes a reflejar con palabras, mediante un dibujo, o de la forma que mejor les parezca, la experiencia de consumir en tu establecimiento .

 

No es sólo una adición decorativa. Funciona como una fuente de estímulo para ti y para el personal.

 

Deja abierta la puerta a la espontaneidad: Permite (con limites bien definidos) que tus empleados sean creativos y espontáneos.

 

Anímalos a mostrar iniciativa y dar un toque personal a la forma en que atienden a los clientes.

 

Obligarlos a regirse por reglas estrictas que los reduzcan a conducirse con un profesionalismo mecánico debería ser el último recurso.

 

Celebra los "meses de cumpleaños": En lugar de festejar el natalicio de un trabajador exclusivamente durante la jornada respectiva, dedica el mes entero a reconocer su labor y celebrarlo.

 

En este apartado conviene sopesar la posibilidad de tener una rueda de la fortuna a mano. Invita al cumpleañero a girarla ganar un premio.

 

Hablando de fechas importantes, ¿por qué no celebrar los aniversarios de trabajo?

 

A la gente le gusta sentirse apreciada. Tener presente, y festejar, el tiempo que han dedicado a tu empresa es una excelente forma de mantener al personal motivado.

 

Los ambientes de camaradería que se instalan en esos momentos de convivencia son una forma divertida de estrechar lazos y reflexionar sobre los logros alcanzados, acciones que terminan por consolidar tu negocio.

 

El empleado que se siente apreciado es más productivo.

 

AUMENTO DE FORMA SIGNIFICATIVA MI LISTA DE CONTACTOS TANTO AMISTOSOS COMO DE NEGOCIOS

 

Las cafeterías son puntos de encuentro. Jóvenes y adultos, a veces hasta niños, se dan cita en ellas.

 

Una cafetería es un espacio ideal para pasar tiempo de calidad, en grupo, en pareja o en solitario.

 

Trabajar, estudiar, departir, platicar, leer un libro, jugar ajedrez, son acciones que combinan maravillosamente con un café de excelencia.

 

Una buena mezcla y una atmósfera atractiva seducen al cliente y lo invitan a volver una y otra vez.

 

Ocurre que los consumidores habituales comienzan a saludarse, a interactuar. De ese modo, nace una comunidad que hace de tu establecimiento el eje principal de su dinámica social.

 

Como dueño del local, tú también participas de esa comunidad. Conoces a los visitantes habituales, entablas conversación con ellos, sabes a qué se dedican, incluso te enteras de lo que pasa en sus vidas, no es inusual que formes amistades duraderas.

 

A veces, individuos que entran en tu órbita a través de la cafetería y alcanzan la amistosa distinción de “formar parte del mobiliario” te ayudan a llevar tu negocio a otro nivel de excelencia.

 

También llega a suceder que, por aquello de que el azar hace muy bien las cosas, ¡un cliente y tú se convierten en familiares!

 

LA INDUSTRIA DEL CAFÉ ME OFRECE UNA ESTABILIDAD DURADERA

 

El informe de 2019 del Portal Mundial del Café Allegra, plataforma líder en el ramo, indica que el número de cafeterías en Estados Unidos aumentó en 3.8 por ciento con respecto al año previo.

 

En el país norteamericano hay 35 mil 616 negocios cuyo combustible es la bebida oscura. El valor del mercado se ubicó en los 45.4 mil millones de dólares.

 

Según otro estudio del portal, para 2025 el mercado de las cafeterías alcanzará un valor de 237.6 mil millones de dólares.

 

El fúturo de la industria cafetera no sólo está asegurado, seguirá avanzando a toda velocidad.

 

ASPECTOS CLAVE

 

Diseño: Refleja la personalidad del propietario. La disposición de la cafetería juega un papel destacado no sólo en el funcionamiento de la empresa, también en las sensaciones y en la experiencia que genera en la clientela.

 

Los espíritus con gusto por el arte pictórico sacan provecho de los cuadros que poseen. Cuelgan de las paredes visiones tan placenteras como atrayentes.

 

Si la idea es favorecer una tranquilidad y una comodidad sin distractores, una decoración sencilla y relajante favorece la concentración, la plática, el consumo sin distractores.

 

Cualquiera que sea tu estilo, la cafetería es el lienzo a trabajar. De ti depende que sea una obra maestra.

 

Espacio: Accesorios y mobiliario también aportan lustre a un café de excelencia. Tazas que preserven el calor de la bebida, suaves al tacto y amables con los labios hablan bien del negocio. Mesas y sillas hacen de un establecimiento un sinónimo de comodidad, bienestar, relajación.

 

La distribución del espacio también contribuye a crear el entorno propicio que cautiva a los clientes.

 

Reservar un área pequeña para colocar un sofá, con una mesa de café a la mano y algunas sillas alrededor, es una idea atinada.

 

Así das ocasión a una reunión numerosa, alientas la llegada de un grupo que conviva separado de las mesas y sillas estándar.

 

Entre los accesorios, plantas pequeñas invitan a pensar en tu café como un ambiente orgánico.

 

Estilos hay muchos y son igualmente válidos.

 

La creatividad es la medida de la atmósfera a instalar.

 

PREGUNTAS FRECUENTES

 

¿Cuánto cuesta abrir una cafetería?

 

Esto depende en buena medida del tipo de establecimiento que deseas inaugurar, de su tamaño y su complejidad. Basados en la experiencia de negocios exitosos del ramo, la inversión se ubica, por lo bajo, en 1.5 millones de pesos, por lo alto, en 4 millones.

 

¿Cuánto ingreso anual genera una cafetería?

 

El ingreso promedio de una cafetería es de 2.5 millones de pesos por año.

 

Para que ser propietario de una cafetería sea divertido y lucrativo, la clave es hallar un equilibrio entre placer y trabajo.

 

Con la dirección adecuada, voluntad y dedicación, ser dueño de un café aporta beneficios invaluables como una prosperidad financiera y libertad de decisión.

 

Un consejo útil para cualquiera que se embarque en esta aventura es investigar, planificar un curso de acción y mantener firme la actitud de forjar la propia fortuna.

 

Aprender de una historia de éxito te ayuda a evitar los errores que suelen acompañar a la apertura de un negocio.

 

Marcas como Java Times Caffé han llevado el negocio más allá, hasta el extremo de forjar una fructífera cultura del café.

 

En esta empresa, con más de dos décadas de experiencia en la industria, te ofrecen desde asesoría hasta cursos de capacitación e incluso la posibilidad de asociarte con ellos para que montes una cafetería con la calidad que tus clientes sabrán apreciar.

 

¿Quieres saber más sobre cómo abrir tu propia cafetería?

 

Descarga nuestro libro electrónico gratuito aquí.

 

También suscríbete a nuestro boletín informativo gratuito. De ese modo recibirás en tu correo electrónico los mejores consejos sobre cómo abrir tu negocio cafetero y cómo mantenerlo en la dirección deseada.

 

NOTA ACLARATORIA: Esta entrada del blog fue hecha con fines meramente educativos y no constituye ni pretende ser un consejo de índole legal. Por favor, consulte a un experto en la normativa vigente para nuevos negocios con el fin de abordar, y resolver, sus necesidades específicas.

What's Your Reaction?

like
0
dislike
0
love
0
funny
0
angry
0
sad
0
wow
0