Saque el máximo provecho a su cafetera

Si bien el café de siempre es una experiencia que le reditua una gran satisfacción, siempre puede sacar mayor provecho a su cafetera. Existe un amplio abanico de fórmulas, con ingredientes de suyo accesibles, que deparan gratas sensaciones para el paladar mediante métodos de preparación sencillos de cumplir. Hasta puede realizar una gira mundial del café sin salir de su hogar.

Saque el máximo provecho a su cafetera

A lo largo de varios siglos, el café y la humanidad han ido de la mano.

El deleite oscuro ha extendido su sombra prácticamente por todos los rincones del planeta.

Además, cada vez se descubren más formas (combinaciones, ingredientes y presentaciones) de disfrutarlo.

Si usted posee una máquina de capuchino, hoy día existe un amplio catálogo de referencias para sacarle provecho.

Acostumbrarse a beber el café solo no tiene nada de malo.

Sin embargo, experimentar con nuestra bebida favorita, hacer mezclas de sabores, agregar licor, emplear jarabes, puede ayudarnos a descubrir nuevas y seductoras maneras de satisfacer el apetito cafetero.

Aquí le recomendamos cuatro opciones que se han ganado la preferencia de muchos paladares: el café caribeño, el moca mexicano, el café cubano y el grog.

CAFÉ CARIBEÑO

El primer paso es calentar un coco en un horno durante media hora.

Luego, hay que esperar a que se enfríe y rallar la pulpa en su interior.

Enseguida, ponemos en una cacerola leche de coco, leche regular y el coco rallado.

Dejamos la mezcla al fuego hasta que se espese.

A continuación, colamos el líquido para liberarlo de los pedazos de la fruta.

Agregamos al producto un par de tragos de café espresso de alta calidad.

Aquí el proceso de preparación concluye y da paso a la degustación.

MOCA MEXICANO

Podemos describirlo como una bebida cálida y picante, de sabores coloridos, acorde con la región que le da identidad.

Su fórmula incluye jarabe de chocolate con canela molida y nuez moscada al gusto.

Añadimos una taza de café recién hecho, preferiblemente una mezcla de origen mexicano.

Si el paladar lo exige, agregamos azúcar.

Para completarlo, coronamos la bebida con crema batida y esparcimos más canela.

Estos dos ingredientes complementan a la perfección la base líquida.

CAFÉ CUBANO

Se consume como una bebida espiritosa, mediante tragos tan fuertes como directos.

De esto se desprende que puede llegar a producir un efecto similar en la cabeza.

Los cubanos lo preparan en una cafetera de moka. También se puede hacer en una máquina de espressos o, dado el caso, en cualquier equipo, pero su sabor no será igual de fuerte.

El secreto está en el azúcar. En mezclar café y endulzante mientras están en la cafetera.

Si el influjo es demasiado feroz para su sensibilidad, agregue un poco de leche caliente. Eso ayudará tanto a relajar el conjuro como a obtener un sabor más agradable.

Aquellos que sean más arriesgados, pueden aventurarse a introducir ron en la fórmula.

GROG

Un auténtico festín líquido.

Para prepararlo, mezcle rodajas de naranja peladas con trozos de limón.

Añada mantequilla, azúcar moreno oscuro y una tropa de especias (clavo, nuez moscada y canela) molidas.

Agregue café recién hecho y mezcle.

Lograr la consistencia requerida reclama crema, una dosis doble debería bastar.

MÁS OPCIONES

Otras bebidas con base cafetera que brindan experiencias culturales extraídas de puntos bastante específicos del planeta son el vienés, el turco y el vietnamita.

El primero se obtiene al combinar café fresco, chocolate negro derretido y crema.

Hay que mezclarlo para hacer burbujas. Cumplido ese requisito se deja reposar.

Para agregar más dimensiones a la degustación quizá le convenga espolvorear algunas especias sobre el preparado; en este punto, la canela y el cacao conforman un binomio favorito de muchos consumidores.

La receta turca es un tanto inusual.

El café finamente molido es combinado con agua y azúcar. Este combinado se deposita en cafeteras llamadas “dzezvas”.

Se deja al fuego hasta la ebullición. Así se consigue un producto espeso, oscuro y fuerte.

Los granos pueden ir acompañados con semillas molidas de cardamomo para obtener un sabor muy distintivo.

Si su antojo le pide trasladarse hasta el otro extremo del termómetro, debe probar el café helado vietnamita.

Con ese fin, mezcle leche condensada, café de filtro fresco y hielo.

El resultado ha brindado grandes satisfacciones a infinidad de consumidores.

No es nada complicado y sí muy recomendable, poner la cafetera a disposición de fórmulas que le permitan realizar una gira mundial del café sin dejar nunca la comodidad de su hogar.

What's Your Reaction?

like
0
dislike
0
love
0
funny
0
angry
0
sad
0
wow
0